31 de mayo de 2013

ILUSIÓN...

Hace ya algunos lustros que, inquietas y nerviosas, mis primeras flechas comenzaron a volar. Diversos motivos, me han mantenido a épocas totalmente alejado, (y en otros momentos totalmente inmerso y “abducido”), por el maravilloso y apasionante mundo de la arquería. Y sin haber perdido nunca el contacto con los bosques ni con el vuelo de las flechas, diversas circunstancias han provocado que de nuevo me sienta, desde hace ya varios meses, en total conexión (casi mística) con la energía del bosque, el arco, las flechas. 


Tras un par de meses en contacto más íntimo y directo con la arquería (entrenos, recorridos, sesiones de tiro con arco Zen, campamento medieval, talleres de iniciación, etc.) siento en todo mi cuerpo, como se van integrando y recolocando, todos aquellos conocimientos, conceptos, sentimientos y emociones que desde hace años me inundan cada vez que sujeto un arco y una flecha entre mis manos, y que se ve potenciado en estos últimos años gracias a que otros conceptos de filosofía más oriental, forman parte de mi formación y de mi vida. Una de las herramientas que considero me ha ayudado a mejorar y crecer como arquero ha sido la observación interna y la auto-escucha, pero también, todo lo que he llegado a  aprender mirando a otros arqueros-as, observando una y otra vez a cursillistas, a los aprendices de arquero, a mis alumnos, a otros “colegas” y amigos que un fin de semana tras otro, disfrutan de una buena sesión de arcos y bosques.


Hace unos pocos días que se celebró en mi club de tiro con arco, la 5ª prueba de la liga catalana de recorrido de bosque. Además de colaborar en la organización y desarrollo de la prueba, para mí fue un lujo poder disfrutar y aprender, observando y contemplando a los 75 arqueros y arqueras de todas las edades y diferentes modalidades, que a lo largo de toda la mañana disfrutaron (espero y deseo que así fuera) de una buena jornada arquera. 

Durante varias horas pude dedicarme a observar, con calma y sin prisas, todo un amplio muestrario de rituales de  respiración, posición de pies, colocación, ubicación en la piqueta, localizar el objetivo, “dialogar” con él, la mirada instintiva de unos, intuitiva en otros, calculadora en muchos, situar el “focus” (no nos limitamos a mirar el objetivo sino que, además, nos concentramos en él); las diferentes manos de arco, la respetuosa colocación de la flecha, las sueltas (benditas y “condenadas” sueltas), el hermoso sonido del vuelo de la flecha, el impacto en nosotros mismos del “éxito” o el “fracaso”… 


Pero sí algo me cautivó, es que volví a recordar (del latín “re-cordis”, volver a pasar por el corazón), el motivo por el que sigo “vivo” en este camino que algunos iniciamos hace ya largo tiempo; y ello es debido a un aspecto que éste fin de semana pude observar todavía vivo en casi todos los niños que participaron, y por suerte, en algunos adultos. Un componente todavía más imprescindible que técnicas, materiales, u otros aspectos que, aunque “importantes”, no considero tan relevantes o prioritarios para poder disfrutar de la arquería, de bosques, de arcos y flechas. Me refiero a la ILUSIÓN.


La ilusión al colocarnos nuestro nuevo protector de brazo, al sujetar nuestro arco, al hablar de él, al contemplar el vuelo de nuestras flechas nuevas, al escuchar el impacto de la flecha en la diana (cuantas veces olvidamos que el pleno de la diana es el centro de nuestro propio corazón); ilusión al caminar por los senderos, arterias primitivas por las que circula la energía de los bosques; ilusión al compartir conversaciones y sonrisas con los compañeros de patrulla, incluso consiguiendo que olvidemos (a veces) los puntos que llevamos. 


No importa el tiempo que llevemos en esto. Pienso que nunca deberíamos de perder ese aspecto mágico de nuestras vidas. Volvamos a “re-cordar”, en cada ocasión que estemos ante una diana, esa primera mirada a nuestro arco, nuestra primera flecha, nuestro primer recorrido de bosque. Volvamos a recuperar la mirada de aquél niño que un buen día, decidió que quería ser arquero. 


“Algunos arqueros dirán que el hecho de lograr o no lograr dar en el blanco no tiene la menor importancia, ya que la verdadera cuestión es lo que uno obtiene espiritualmente del tiro con arco.” R.B.Acker.

11 comentarios:

Jaumegrimp dijo...

Renoi, ja sabia que t'agradava això del tir amb arc, però veig que la febre t'ha pujat...deu ser molt divertit, sí, però la veritat a mí em fa com un "repelús" aquestes fletxes pel mig del bosc...no sé deu ser que vaig veure massa pel.lícules d'indis i cow-boys jajaja

Anónimo dijo...

M'has fet venir ganes de provar-ho!

salut fletxa!

bow-llarolas

foskari dijo...

amén!!!!... leyéndote dan ganas de salir al bosque!!!!...
un beso y sigue disfruntando...

susi dijo...

Oohh si! Queremos provar de nuevo! Es facil contagiarse de esa ilusion, cuando lo explicas con esa sensibilidad tuya unica!

Pekas dijo...

JAUME.. ja fa molts anys que em persegueix la febre arqueril... i cada día m'agrada més... diguem que tinc el "corazón partío".. flechas.. roca.. ??? :-)

Una abraçada desde les muntanyes...

"ANÓNIMO"... vine a probar-ho el día que vulguis.. segur t'agrada.. ;-)

Salut i muntanyes.. "fletxa".. ;-)

FOSKARI... el bosque le está a ud esperando.. ;-) Un abrazo desde las montañas...

SUSI... Pues a var si es verdad.. y nos volvemos a ver pronto.. ;-)

Un abrazonte enorme a toda la familia.. ;-)

Carlos dijo...

Joder .... de verdad que han dado ganas de empezar con el arco !!!!.

Desconocía el origen de la palabra "recordar" .... y me ha encantado.

Pekas .... sin duda eres como la mayoría de las personas quieren ser.

César Astu dijo...

"Volvamos a recuperar la mirada de aquél niño que un buen día, decidió que quería ser arquero."

Cuando arquero y objetivo son uno ¿cómo errar el tiro?

Un gran texto con mucho sentimiento.

Salud y abrazos

Grifone Pyrenees dijo...

¡Hola R.B.Acker!
He visto tu blog y lo que haces. Creo que tienes el perfil idóneo para ser el Grifone de los Pirineos.
¿Sabes de qué se trata? http://www.grifone.com/grifone/

Pekas dijo...

Gracias ..señores de Grifone... por su "interés"...pero R.B. Acker es autor de algunos libros relacionados con la arqueria... (por eso la última cita o párrafo está entre comillas...y el nmbre del autor al final de la misma.. )

Yo soy "conocido" como Pekas... (mi nombre verdadero forma parte de uno de los mejores secretos de la historia y permanece oculto junto a la fórmula de la Coca Cola...) y desde luego que me apuntaré a su concurso...como negarse.. !!! ( aunque el perfil de algunos candidatos me invita a la reflexión.. ;-)

Un saludo desde las montañas..

Pekas dijo...

Gracias ..señores de Grifone... por su "interés"...pero R.B. Acker es autor de algunos libros relacionados con la arqueria... (por eso la última cita o párrafo está entre comillas...y el nmbre del autor al final de la misma.. )

Yo soy "conocido" como Pekas... (mi nombre verdadero forma parte de uno de los mejores secretos de la historia y permanece oculto junto a la fórmula de la Coca Cola...) y desde luego que me apuntaré a su concurso...como negarse.. !!! ( aunque el perfil de algunos candidatos me invita a la reflexión.. ;-)

Un saludo desde las montañas..

MAR dijo...

TU HAS LOGRADO SER FELIZ CONTIGO QUERER A LOS DEMAS POR REBALSE Y NO POR CARENCIA.
Un abrazo grande y lo mejor para tu vida.
Un regalito
ENTENDIMIENTO

Estás fuera de la prisión, fuera de la jaula. Puedes abrir tus alas y todo el cielo es tuyo. Todas las estrellas y la luna y el sol te pertenecen. Puedes desaparecer en el azul del más allá… Simplemente deja de aferrarte a esta jaula, sal de la jaula y todo el firmamento es tuyo. Abre tus alas y vuela por el firmamento como un águila.

En el firmamento interior, en el mundo interior, la libertad es el valor más elevado. Todo lo demás es secundario, incluso la bendición, el éxtasis. Hay miles de flores, son incontables, pero todas ellas se hacen posibles en un clima de libertad.

Osho Christianity, the Deadliest Poison and Zen…